Con policías en Yakarta

En Yakarta impera la mordida, la corrupción en muchos ámbitos de la vida social, pero sobre todo en las multas de tráfico. En esta ciudad se acostumbra a hacer la "razia" (suena a italiano verdad) por parte de la policía, controles que se colocan en rincones de la ciudad y que en el caso que nos ocupa suele ser una "razia" exclusiva para cascos de moto.

Si no lo llevas te cae el chaparrón, en forma de mordida o lo que es peor, si el poli se pone tonto has de pagar la multa integra que cuesta cinco veces más que lo que pudieras dar a los guardias. Ellos (los polis) dicen que lo hacen por la integridad de los motoristas, pero también por la integridad de ellos, la integridad de sus bolsillos sobre todo.

La gente de Yakarta y alrededores es muy reacia a llevar casco, no porque sea caro (aunque quizá para ellos sí) y no pueda comprarlo, pues uno, cuesta alrededor de cinco o seis euros (puro plástico si te la pegas...), sino porque hace calor, mucho calor, y la verdad, yo mismo lo compruebo, que es bastante molesto.

Me he librado muchas veces de que me cojan cuando salgo sin casco (desde hace algún tiempo ya no lo hago). Los vecinos, los conocidos y no conocidos, te avisan de que andes con cuidado pues hay una "razia" en tal o en cual sitio y así te puedes librar.

Cinco personas en moto, en Yakarta
Como se ve en esta foto muchos de los motoristas pasan del casco, ellos y toda la familia

Esta es la historia
Un día decidí dejar mi moto en casa y coger uno de esos "ojek" o sea uno de esos taxi-moto. Iba a Cipulir a comprar ropa barata, un lugar que está a unos siete u ocho kilómetros de casa.

No hubo ningún problema hasta llegar al lugar, a Cipulir. De repente en un rincón tocan un pito (en el buen sentido) y aparecen dos policías haciendo señas para que mi conductor, llamado Antón. se ponga a la izquierda y para que se detenga. Una vez parados, nos piden la documentación, yo les doy mi pasaporte y todo en orden.

Cuando le piden los papeles a Antón, resulta que no tiene nada, pero nada de nada. Ni papeles de la moto ni tan siquiera carné de conducir, (así andan muchos "ojek" trabajando en esta ciudad), sin ninguna clase de documentos y no se sabe ni de donde han sacado la moto. Sin cascos y él sin papeles, nos va a caer una gorda.

Antón me dice que les unte a los guardias con 20.000 rupias, cosa que hago. No sé qué pasa que no se me da a mi bien esto de corromper a la gente, pues me ha pasado varias veces, parece que pasan de mi cara, y en este caso lo mismo de lo mismo. Al ver el dinero que les ofrezco, me dicen aquello de ¿Eto que e lo que e? y nada, que no, que nos llevamos a Antón a comisaria (creo que pegaron un órdago y esperaban que les ofreciera más).

Antón ya relajado y los policias a lo suyo, todavía riendo

El "ojek", estaba acojonadico, pero allí estaba yo para salvarle. En un acto de valentía (todavía no me lo creo ni yo) cruzo mis dos muñecas de las manos, como en un acto de que me pongan las pulseras de detenido y les digo que Antón, solo se estaba buscando la vida, sacándose unas rupias para comer y que si le detienen a él, yo también estoy dispuesto a ir a la cárcel.

Parece que esto que hice y dije, les llegó al alma y de repente los policías se ponen a reír a carcajadas (vamos, descojonándose) sin parar, y nos dicen que nos vayamos, que circulemos, como si no hubiera pasado nada. Yo, aprovecho la coyuntura y les invito a unas Coca Colas en un puesto que había allí cerca, así como quien no quiere la cosa, para quitar un poco más de hierro al asunto y además hacernos unas fotos para la posteridad.

Tengo que decir que veo a Antón a menudo, pues él suele estar esperando clientes con su moto (o así) en un lugar cerca de donde vivo. Casi siempre que paso por delante, veo en su sonrisa y cuando me mira, un tremendo agradecimiento.

Post y fotos originales de Gíldo Kaldorána para:




3 comentarios :

Flor Vallejo dijo... 7 de mayo de 2016, 20:38

Jajaja me parto!!!

Buenisima la anecdota, para la posteridad!

Saludos!

Monica Barbosa dijo... 17 de mayo de 2016, 21:51

Sólo tú para tener una historia como esa. :)

 
Indonesia o así © 2008. Todos los derechos reservados. Powered by Blogger
Top